Jardines japoneses

Puente curvo y farol junto al lago rodeado de Azaleas en plena floración en el jardín japonés de Buenos Aires

 

Tipología de los jardines japoneses:

1- Jardín de Paseo: este jardín evoluciona a partir de las piedras de la casa de té, para terminar en un jardín en movimiento. Sugiere un paisaje en que el espectador está en movimiento, diferente a jardines estáticos, contemplativos.

Dentro del Jardín del Paseo se encuentran el Jardín palaciego y el Jardín de recreo:

El jardín palaciego: tiene mucho terreno y un palacio. Palacio imperial Katsura, en Kioto con una superficie de 7 ha., tiene un sendero de piedras simbólica más de 1760, circunda el jardín desde y hacia el palacio. Dos antiguos símbolos de longevidad, la isla en forma de tortuga y el lago en forma de  grulla. El lago del parque está rodeado de cuatro casas de Té, una por cada una de las estaciones.

Los Jardines y el Palacio de Katsura estan considerados una obra maestra en la arquitectura japonesa y un tesoro cultural nacional. El estilo de arquitectura es el que caracteriza las casas de retiro de los principes durante la era Edo.

El jardín de recreo: tiene una muralla. Elementos que se utilizan, puentes: inclinados de color rojo coral, color sagrado para esta cultura, muy importantes en zigzag, de madera o piedra, simbolizan a Japón e islas de alrededor, mirador para ver los peces. Farolas: para ceremonias religiosas, son de piedra, tienen tortugas de piedra.

2- Jardín religioso: lo que a primera vista, parece una disposición arbitraria, está regido por relaciones matemáticas, transmitiendo al inconsciente un efectivo sentido de la armonía y reposo, que existen solo en la imaginación. Desarrollados por el Budismo zen.

Dentro de los jardines religiosos, se encuentran los jardines contemplativos o estáticos y los jardines del té:

Los jardines contemplativos o estáticos: están formados por grava nada más, la grava es el símbolo del agua, grava y piedra en combinación, son jardines horizontales y tienen un espectador , al monje, no son para ser recorridos sino para ser contemplados, para meditar. Un ejemplo de estos jardines son: Ryoan-ji, en el monasterio Daiju-in en Kioto, es el más importante, solado de cuarzo, 15 rocas en diferentes grupos, siempre en números impares. La arena alrededor de la piedra, ratrillada, es el único que puede caminar en este jardín, con este fin.Y el Saino-ji, en el templo, en Kioto también, tiene una piedra sobre la grava y organizadas por un ritmo. La Gramancia, es la ciencia que estudia la energía de las piedras.

El jardín del té: se recorre el jardín por los senderos, se purifica el alma, es el hecho de caminar por los senderos de piedra y barandillas de bambú. Luego del recorrido, termina en el pabellón con la ceremonia del . En el altar está la ikebana, que es el arte de hacer arreglos religiosos.

Si te ha gustado este post te invitamos a ver el post y visitar personalmente el hermoso Jardín japonés de nuestra ciudad de Buenos Aires, uno de los jardines orientales más importantes en Occidente. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *