Ravenala madagascariensis, palma o árbol del viajero

Ravenala madagascariensis, la palma del viajero

Ravenala madagascariensis, la palma del viajero

  • Familia: Estrelitciáceas.
  • Género: Ravenala, incluye una sola especie y es endémico de Madagascar. Muy característica y utilizada en jardinería por sus llamativas hojas y aspecto, similar a una palmera. Es un género próximo a Strelitzia.
  • Especie: Angiosperma, plantas con flores y frutos con semillas.
  • Origen: es una especie endémica de la isla de Madagascar, la más grande de África.
  • Clasificación: herbácea perenne de porte erguido y en forma de abanico. De adulta adquiere porte de árbol.
  • Magnitud: puede alcanzar los 10 metros de altura y diámetro.
  • Follaje: perenne y flabeliforme (en forma de abanico) de un color verde brillante. Posee hojas con largos pecíolos, similares a la del bananero «Musa«, de 3 a 6 metros de longitud y con los pecíolos alados.
  • Floración: produce flores blancas durante el verano, agrupadas sobre unas brácteas (hojas especializadas), rodeadas por grupos de espadas aquilladas.
  • Fruto: es una cápsula valvicida de color marrón
  • Exposición solar: pleno sol o sombra parcial.
  • Clima: es de clima cálidos, ideales tropicales y subtropicales. Es sensible a las heladas. Temperatura mínima 16º C. Requieren ubicación protegida de los vientos. Apto para los jardines costeros. Requiere protección de los vientos fuertes.
  • Suelo: requieren suelos sueltos, ricos en humus, húmedos y bien drenados. 
  • Multiplicación: se propagan mediante semillas en primavera o por división de chupones en cualquier parte del año.
  • Plagas: puede ser atacada por la araña roja.
  • Usos y valor ornamental: se utiliza ampliamente en jardinería por su exótico y ornamental porte. Se puede cultivar tanto en tierra como en contenedores grandes. En jardines de clima frío o bajas temperaturas es apta para cultivar en interiores muy iluminados y en invernaderos. Ideal para utilizar como especie principal o destacada y también para la formación de grupos. Sus hojas se utilizan para cubrir tejados y las costillas de estas como material de construcción.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *